Las virtudes y fortalezas de los nacidos en Virgo

Cómo muchos lo llaman, este “signo de la mujer” representa por excelencia los tributos más valiosos de la mujer. No obstante, también los hombres gozan de los privilegios y fortalezas que su planeta regente Mercurio les ha concedido. Entre las principales fortalezas de este especial signo, destaca el gran poder de análisis de los virginianos así como su capacidad de organización. Sin lugar a duda que Virgo es el singo más ordenado y pulcro de todo el zodíaco. Lo que muchos tildan de obsesión, para otros es una gran virtud pues cualquiera sea el lugar en el que se halle un virginiano, seguro que este lucirá limpio y muy prolijo.

La gran potencia de Virgo: su capacidad de análisis

Si hay algo que convierte a Virgo en un signo realmente potente es su extraordinaria capacidad de análisis. Como muy pocos otros signos, los virginianos son capaces de desmenuzar una compleja situación y volverla a componer en tan solo minutos. Tienen una gran capacidad de abstracción y eso les permite, mientras van en el bus por ejemplo, analizar un difícil problema. Se concentran en los elementos claves del problema y en el aire pueden plantear distintas estrategias.

Cuando Virgo se halla en una situación de riesgo, su velocidad de reacción es muy alta. De cierta forma, los virginianos olfatean el peligro y disparan casi automáticamente sus mecanismos de defensa. Además de su poder de análisis, los virginianos son extremadamente detallistas. Donde otras personas no ven, ellos son capaces de percibir pequeños gestos o actitudes que los lleva a percatarse de riesgos u oportunidades que pueden ser importantes. En ambientes de trabajo esta cualidad es realmente muy codiciada y convierte a los virginianos en potenciales empleados muy exitosos.

¿Es verdad que Virgo es el signo más detallista y pulcro del zodíaco?

En efecto la respuesta es SI. Como ningún otro signo Virgo puede percatarse de cada detalle en tan sólo segundos. Aún se encuentre en una reunión multitudinaria por ejemplo, un virginiano podrá darse cuenta de si una silla está torcida en la fila o si la corbata que lleva uno de los invitados no combina. Otra característica poco común de hallar en otros signos, es que los virginianos pueden prestarle atención a muchas cosas a la vez. Por ejemplo: va un virginiano a una fiesta, seguro que lo primero que va a observar es como están vestidos los invitados, seguidamente verá la decoración del lugar y si un alimento está mal servido inmediatamente se percatará de ello. Al hablar con uno de los anfitriones se dará cuenta de si este se encuentra cansado o no, con sólo observar su cara, y en cuestión de minutos podría pasar un informe completo del agasajo.

Si bien en ocasiones les juega en contra, los virginianos son extremadamente pulcros. Piensa en alguien que sea de Virgo y pregúntate cuando lo has visto mal arreglado o has ido a su casa y la has encontrado desordenada. Muy rara vez, ¿verdad? Es que Virgo es el signo más limpio y preocupado por el aseo en general. Antes de sentarse a comer en un lugar, ellos deben estar seguros que ese lugar se encuentra limpio, en otro caso se irán de allí. Cuando terminan de cocinar comienzan inmediatamente a lavar pues no toleran ver los utensilios sucios. Verdaderamente sufren si no pueden limpiar a su manera.

Artículos relacionados